Estás aquí
Inicio > Noticias > Comunicado sobre la rueda de las televisiones

Comunicado sobre la rueda de las televisiones

Ante los recientes acontecimientos relacionados con la llamada “rueda de las televisiones”, la UFi siente la necesidad de posicionarse al respecto y de enviar un mensaje claro.

El hecho de que un grupo de autores y empresas hayan tejido presuntamente una red delictiva, como sostiene el sumario del caso, con la intención de parasitar la Sociedad General de Autores y Editores y de mermar de forma sustancial la caja de reparto de los socios, es un hecho que nos convierte al resto de los titulares de derechos de autor en víctimas. Hay que recordar que en la Unión Fonográfica Independiente hay un elevado número de socios que además de la producción musical ejercen también el oficio de la edición musical, desde donde representamos a cientos de pequeños autores que también han sido directamente afectados.

Deseamos que los hechos denunciados se depuren y que los responsables de tales delitos, cuando sean probados, paguen por ello y devuelvan todo el dinero que pertenece legítimamente al conjunto de los socios. Deseamos también contribuir a un juicio constructivo y justo de los hechos. Entendemos que no todos los autores que han generado rendimientos en estas franjas horarias de televisión hayan cometido un delito y que lógicamente serán aquellos socios y empresas que sí lo han hecho y han diseñado una forma de operar delictiva los que deberán responder ante la justicia. Aquellos que han registrado obras de forma fraudulenta, aquellos que nos han hecho creer que son autores cuando no lo son, aquellos que han pagado voluntades en televisiones públicas y privadas para perpetuar el delito, aquellos que han aceptado sobornos, aquellos que a sabiendas no han actuado antes para parar esta rueda que lleva ya más de una década actuando.

Todo el sector de la música sale perjudicado al tener que soportar episodios bochornosos como estos una y otra vez. Esto no hace más que contribuir a degradar aún más la mala imagen de nuestro sector. Pero muchos estamos dispuestos a denunciar la corrupción y la codicia en todas sus formas y nos alegraremos si estos hechos contribuyen de una vez por todas a solucionar los problemas endémicos que aquejan a la SGAE, y a generar los mecanismos de control y transparencia adecuados.

Entendemos también que debemos enviar un mensaje claro de defensa de los derechos de autor, incluyendo todas sus diversas sensibilidades y formulaciones, y de la necesidad de contar con sociedades de gestión fuertes pero sobre todo honestas y transparentes. La gestión colectiva no es solo una gran idea en un mundo tan diversificado sino una necesidad imperiosa para la supervivencia de los pequeños productores y editores de música. Nosotros, que no disponemos de las estructuras para poder defender nuestros derechos ante la inmensidad de usuarios de nuestra actual sociedad de la información y la comunicación, seguimos necesitando imperiosamente de sus servicios. Pero también necesitamos modernizar sus estructuras, que siguen ancladas en modelos de representación poco democráticos y que son caldo de cultivo de abusos como los que hemos presenciado en los últimos años. Hace falta ampliar la base de socios con derechos a voto y hace falta moderar la concentración excesiva que genera el voto ponderado basado en los ingresos si no está sometido a medidas correctivas que busquen equilibrios más abiertos y participativos.

En definitiva, los titulares de derechos necesitamos estar unidos en la denuncia de abusos de este tipo y en la defensa de entidades de gestión transparentes, eficientes y democráticas, para generar la confianza y el respeto mutuo que nos debemos a nosotros mismos y ante la sociedad.

También queremos hacer un llamamiento a la tranquilidad y a la confianza en las actuaciones judiciales. Y, a este respecto, nos gustaría compartir el siguiente comunicado de la Coalición Autoral (http://coalicionautoral.org/) y os animamos a los que os sentís perjudicados por los hechos acaecidos que les hagáis llegar firmado al siguiente correo (coadenuncia@gmail.com) la carta de declaración de víctima de estafa que encontraréis más abajo. Y que asimismo la reenviéis a todos los autores con los que trabajáis, para que también puedan adherirse si lo creen conveniente.

CARTA DENUNCIA

Top